2.9.09

Deberías ser abolido

Existen inutilidades por todas partes. Nos rodean, nos asfixian y no nos damos cuenta. La vida sigue su curso normal, aunque sería mejor si pudiéramos deshacernos de ellas. Aquí, un top ten sin ordenar (porque no tenía ganas de priorizar y porque es muy complicado hacerlo a esta hora) de lo que debería ser removido en este instante del universo.
  1. Tarimas en boliches de rock. Dado que no es un género bailable, la mayoría de la gente tiende a sacar su lado espástico y a hacer piruetas que no haría en el cumpleaños de 15 de la sobrina. Precisamente por esto, no es interesante verlos en este proceso. La tarima queda out.
  2. El calendario de vacunación en los envases de leche. ¿Alguien lo usa? No. Porque tenés el cartoncito donde te las escriben en el hospital y porque generalmente te acordás de vacunarte porque escuchas comentarios como "blablabla, está jodida la enfermedad blablabla, ¿vos te vacunaste?". Ese es el momento en que buscás el cartoncito y te fijas, sin dedicarle ni un pensamiento al envase de leche.
  3. El bolsillo chiquito del jean. No sirve ni para guardar las monedas de 10 centavos.
  4. La cantidad de canales de cable. En realidad, esto es una comodidad devenida en incomodidad. Si hubiera buenas opciones en alguno de los múltiples canales de cable, sería útil. No las hay, así que dicha variedad es totalmente innecesaria.
  5. El cartel de "no apoyarse" sobre el mostrador de los kioscos. Es casi un acto reflejo: jamás te apoyarías en dicho mostrador si no hubiera un cartel que prohibiera expresamente hacerlo.
  6. El peluche en los colectivos. OK, lo reconozco, acá hay animosidad. Lo odio (al peluche, no el colectivero), es feo (el peluche, no el colectivero... bueno puede ser que también sea feo) y es una grasada (¿de quién estoy hablando?). Debe ser desterrado a la Siberia en calidad de urgente.
  7. El 90% de los apuntes viejos. Contra: no podés saber de antemano cuál es el 10% que servirá. Lástima, estos deben quedarse.
  8. Las secciones de autoayuda en las librerías. Porque son una contradicción en sí mismas. Si fuiste hasta la librería, tan carente de voluntad no estás. Además, tiene otras ventajas. La autoayuda desaparecería progresivamente sin dejar rastros, al llenarse esos estantes actualmente desperdiciados con cosas más provechosas.
  9. Sprayette y derivados... Aunque en realidad estos son los visionarios, lo inútil vendría a ser el cerebro de los compradores.
  10. Sociedad y Estado en Química. Porque sí.
Que les aproveche.

6 comentarios:

Shirubana dijo...

jajaja lo de Sociedad y Estado ¿no es también animoso?
El 100 % de mis apuntes están obsoletos, caducos e inútilmente acumulados en lo de mi madre. Primario, secundario y CBC. Mientras me los mantenga, no los tiro ni loca.

Saludos.

Pable dijo...

Srta Florci:

El bolsillo chiquito del jean sirve para guardar las cosas prohibidas.

Pero ahora esta tudo bom, tudo legal.

Besos.

Pable

Malala Mala dijo...

yo quisiera poder ordenar los canales de cable a mi antojo, o sea, acomodar los que más miro todos juntos para q el zapping sea más rápido...

y el mostrador de los kioskos estan hechos para apoyarse, que no jodan...

peor que el peluche del colectivo, es el perrito que mueve la cabeza de los taxis... ese da miedo de lo fulero que es...

Florci dijo...

Shirubana: Es 100% animoso. Y los apuntes no sé, nunca hubo demasiado lugar...

Pable: Claro, entonces a partir de ahora el bolsilo chiquito del jean es obsoleto.

Malala: Sí, además ese perrito siempre está sucio.

Gracias por leer!

Guillermina dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Guillermina dijo...

Ayer tome un taxi con mi hijo de casi 4 años y me preguntó, refiriendose a un peluche sucio que colgaba del parabrisas "por qué tiene un peluche ahí mami? Se lo olvidó alguién?". No, le respondí yo, pero tampoco supe que decirle. Por qué el peluche en el vehiculo??? cuál es el fin?????.
Por otro lado coincido plenamente en tu ranking.
Y yo tambien guardo apuntes de todas las cosas que he empezado y nunca he terminado, ni terminaré.

Te mando un beso