13.9.11

Pinta tu aldea, tu casa, tu ropa, tu vida...

Probablemente ya me he quejado de esto. O tal vez nunca lo hice público, pero la realidad es que lo pienso siempre.Tengo serios problemas con la gente que establece asociaciones injustificadas entre cosas que no se parecen ni un poco. ¿De qué está hablando?, pensarán. Simple. Me molesta a niveles exorbitantes la gente que confunde "seriedad" (en casos extremos, "madurez") con "aburrimiento/enojo/falta de risas".
Porque realmente no tienen nada que ver. Pasearme por la vida con el ceño fruncido y espantando al resto del universo con mi cara no va a reportarme beneficios en cuanto a qué tanto me dedico a mis estudios o a mi trabajo, no me hace más confiable, no provocará reacciones del estilo "¡Pero qué chica seria!"
Porque vestirme de colores apagados cuando la situación está exenta de todo formalismo no tiene sentido.
Porque procurar estar feliz en medio de la histeria generalizada no me califica de irresponsable.
Porque la vida se pasa mucho mejor cuando no la vivís tan crispado, vestida con tu sweater multicolor, con sonrisas (de las que se comen y las que hacen feliz) y lista para hacer gestos obscenos a los que se opongan a este manifiesto arcoiris.

Terriblemente cursi, pero me molesta cuando ponen en duda mi capacidad

2 comentarios:

Fanny dijo...

Tienes razón!


;) muy bueno el blog!

Ricardo Cruz dijo...

entren a www.grupo-musicworld.blogspot.com




todo sobre musica rock