11.4.09

Consideraciones generales sobre el queso y dulce

Había una vez una pampa grande. Demasiado como para abarcarla en un día. Y en esa pampa había un par de gauchos. Un día, aburridos del asado con cuero y las empanadas fritas (porque en esa época no les importaba el colesterol), decidieron ser supervanguardistas, aunque todavía no se habían inventado las vanguardias, y pusieron una feta de dulce de batata sobre un pedazo de queso.
Ese fue más o menos el origen del postre vigilante, y así se mantuvo con leves variaciones hasta nuestros días.
Sin embargo, el paso del tiempo ha modificado las tradicionales comidas criollas. Ahora el asado no es exclusivamente de carne de vaca, sino que también puede ser de pescado o de vegetales. Las empanadas de carne conocen una cantidad casi infinita de variantes... y el vigilante también. Ahora yo me pregunto ¿a quién se le ocurrió la variante queso blanco+mermelada? No existe. El queso blanco tiene un sabor medio ácido que no pega con la mermelada de lo que sea. O queso o mermelada, no las dos en la misma tostada. Y no sólo no pega. Además es un asco.
He dicho.

5 comentarios:

Nono dijo...

Si es un asco. Ell vigilante tampoco me gusta. Y los asados de pescado y verduras no son asados, son otra cosa a la parrilla.

Yo me quedo con el asado con cuero y las empanadas fritas.

Quiero ser una mantenida dijo...

Empanadas fritas ñamiiii son engordantes pero muy riquisimas.
Mermelada y queso crema!? que chanchada... tampoco me gusta el vigilante, pero la otra opcion me parece aun peor.
La modernidad nos esta cagando la vida.

Malala Mala dijo...

adhiero:
el queso blanco y la mermelada no son una pareja, y si, son un asco juntos!!!!

(se lo digo siempre a mi mamá y mi hna que insisten en darle oportunidades a esa odiosa combinación de toppings para las tostadas...)

Pable dijo...

Srta Florci: ¿Realmente hay quien come queso blanco con mermelada?

No lo creo. ¿Los vigilantes comen su postre o viven a base de pizza?

Beso de gin tonic

Pable

Florci dijo...

Nono: Las otras cosas a la parrilla pasan, ahora nada igualará a las empanadas fritas!

Futura mantenida: Totalmente, la modernidad es una mierda. Y las empanadas fritas encierran una trampa: son demasiado ricas, así que comés muchas más que si comieras empanadas normales.

Malala: Mi mamá es igual! No estás sola en esto.

Pable: Sí, vi a mi madre poniendo un sabroso dulce que me traje de souvenir de las vacaciones (estaba bárbaro, te lo comías a cucharadas) encima del queso blanco! Horror!! Lo de los vigilantes... dejame investigar y posteo al respecto.